El mes pasado, todos estábamos listos para la inauguración del la nueva DACA con los nuevos requisitos que estaba programada para el 19 de febrero.  Un juez en Brownsville, Texas puso paro a esa iniciativa del Presidente Obama y nos dejo listos y vestidos para la fiesta pero con la fiesta cancelada.  ¿Y ahora, que hacemos?

Veintiséis estados de este país radicaron una demanda en contra la acción del presidente, argumentando que el presidente no tenía el poder en la ley para hacer lo que el quería hacer.  El Estado de Texas alego que les iba a costar mucho dinero para expedir licencias de conducir a los nuevos beneficiarios de la DACA y la DAPA y por lo cual, haría un gran daño al estado.  Claro, el Estado de Texas, como los demás, cobra para las licencias y su argumento es bastante pobre sino increíble.  El juez emitió una orden restrictiva prohibiendo llevar a cabo la acción del presidente hasta que se resolviera la cuestión si el presidente tenía el poder legal de hacerla.  Estas órdenes restrictivas se basen en que si se hace la acción, puede causar daños al un afectado (como el Estado de Texas) y que hay una buena posibilidad que los demandantes ganen su demanda.  Claramente los posibles daños expresados básicamente son no existentes, son inventos.  La otra es que en realidad tienen poca posibilidad que ganen la demanda.  Pero su ventaja era escoger un distrito federal donde el juez estaba favorablemente dispuesto a sus alegaciones y también muy en contra a los inmigrantes. 

No creo que salgan con las suyas.  La orden restrictiva fue apelada a la Corte de Apelaciones del Quinto Circuito en New Orleans, Luisiana en fines de febrero y esperemos que esa corte levante la restricción.  En ese momento, podemos seguir con la nueva DACA y después, con  la DAPA.  Ya después ellos pueden seguir con su demanda, la cual probablemente será desestimada por una corte de apelaciones, sino la Corte Suprema.

Acuérdense que las nuevas reglas de la DACA permiten personas con más de 31 años de edad en el día 15 de junio de 2012 pueden calificar para esta acción diferida y también los que llegaron al principio de 2010 o antes, quitando el requisito que tenían que haber llegado para el día 15 de junio de 2007.  Estos cambios harán que mucho más personas puedan calificar para la DACA.

La DAPA (acción diferida para padres de ciudadanos o residentes) no está programada para comenzar hasta el 19 de mayo.  Así que esperemos a ver qué pasa.  Pero mientras tanto, vayan juntando sus pruebas que hayan estado aquí desde antes de 2010 y de sus hijos. 

La otra es cuando dan presentaciones de inmigración, acudan.  Nosotros las damos gratis y las anunciamos y la gente no viene.  Es una lástima cuando la gente se amontona a ir a un grupo musical, pero nada de interés en saber más de resolver sus problemas aunque sea por gratis.  Yo se que si anunciamos una “nueva ley” que les otorgara permisos de trabajo y les cobramos $500 cada persona, la gente vienen y forman una fila de tres cuadras de largo y pagan sin dudar nada.  ¿Porque somos tan amantes de las mentiras y dispuestos a pagar por nada, por una estafa?  Mejor llámenos para saber la verdad, para saber que realmente pueden hacer y que no deben de hacer.  Paguen por la verdad y dejen de regalar dinero a ladrones.

Por más información, llame a UNO Immigration Ministry en Tampa al (813) 874-2802.